martes, 4 de diciembre de 2012

¿Alguien te está echando tierra?

¡A usarla de abono para seguir creciendo! ;)



"¡Dichosos los ojos que ven lo que veis!"
Lc 10, 23

Aquellas personas que te presentan una dificultad, te brindan la oportunidad de revisar tu propia vida y ver aquello o aquellos de tu sistema familiar que clama por ser mirado/s y honrado/s.

EJERCICIO
1. Colocas un papel para ti, y un papel para la otra persona a dos metros de ti, aproximadamente.
Te colocas en el lugar de cada papel para percibir qué se siente ahí, percibe las sensaciones en tu cuerpo y déjate llevar si surgen movimientos.
Luego pones un papel detrás de la persona (que representa a alguien de tu sistema familiar con quien estás intrincada/o), y vuelves a tu lugar, y te das cuenta que no le ves a él/ella sino a esta otra persona.
2. Entonces sigues sólo contigo y con esta tercera persona que es un ancestro tuyo (has hecho una proyección o transferencia de ese ancestro sobre esta persona).
Si percibes que tu ancestro o tu están viendo a otras personas, les das un lugar a cada uno.
Desde tu lugar, les honras a cada uno, a todos,  y les agradeces. Cuando es suficiente, los dejas atrás.
3. Cuando todo está en paz, vuelves a lo del principio: tú y la otra persona. Te pones en cada uno, y verás que la situación ha cambiado, y lo verás también en la realidad.

4. Respiras profunda y concientemente. miras hacia adelante, hacia la Vida, visualizando a los lejos la Luz de la Vida, una luz lejana, infinita, poderosa; inhalas y tomas esa energía de vida, exhalas y sueltas todo lo que ya no necesitas hoy en tu vida, lo entregas a Dios...

"Por favor Padre libera las memorias de dolor, rechazo, abandono, soledad, odio, venganza, miedos, ira, celos, envidias, divisiones, enfermedades......... en mi, en mi familia, en la familia humana... gracias.... por favor.... si...."

No hay comentarios: