En ésta página intento compartir experiencias y aprendizajes propios, y de algunos procesos que acompaño en el Camino. Desde un paradigma espiritual que honra los procesos vitales, y permite sintonizar con el amor maduro, sano y al servicio de la Vida. Y disfruto con ello. Quien quiera disfrutarla, es bienvenido. De alma a alma. María Guadalupe Buttera
«Nosotros no podemos dejar de anunciar lo que hemos visto y oído» Hch 4,20
"Despiértate y Cristo te iluminará" Ef 5, 14
Si ésta página te gusta, te hace bien y deseas colaborar económicamente para su sostenimiento, puedes comunicarte al mail mbuttera@gmail.com

martes, 18 de mayo de 2010

Frases Poderosas


Para leerlas durante el día y/o antes de dormir:









-Tengo conciencia clara de lo que quiero, conviene y debo hacer; cómo hacerlo, y en qué momento.

- Tengo un poderoso entusiasmo por mi trabajo, por mi familia, por la vida, por mis estudios, por el bienestar de mi país y de la humanidad.

- Tengo certeza que todo es para bien, aun en momentos difíciles.

- Busco el bien de todos, y comparto generosamente lo que aprendí con aquellos que les interesa.

- Mi percepción y observación claras guían mis acciones diarias.

- Mi escudo de poder es la humildad.

-Estoy atent@ para descubrir en que puedo ser útil a Dios

-Sé lo que puedo hacer, y lo hago.

-Motivo a otros a despertar y crecer, con metas elevadas y profundas.

- Cuando debo resolver una situación, entro en mi interior más profundo, y desde allí, percibo cual es la decisión precisa.

- Leo y estudio sobre las aéreas de mi interés.

- Mi ser interior me guía, con todas sus fuerzas, yo me dejo guiar y actuó con coherencia

- Cada día soy más capaz, efectivo y exitoso.

- Los valores esenciales de la Vida moran en mí, y guían mis actos cada día.

-Yo, ……….. estoy viva/o ahora, por lo tanto mi impulso de Vida es más fuerte que mi impulso de muerte. Mientras siga fortaleciendo mi impulso de Vida y debilitando mi impulso de muerte, seguiré viviendo con cada vez mayor salud y juventud. (esta última pertenece a Leonard Orr)



«Padre, ha llegado la hora»
Jn 17,1

"Que tengan en sí mismos mi alegría colmada"
Jn 17,13